Diferencias entre pluma ibérica y presa ibérica

Diferencia entre pluma ibérica y presa ibérica

Diferencias entre pluma ibérica y presa ibérica

El cerdo ibérico es uno de los tipos de cerdo más apreciados y estos son dos de los cortes más sabrosos. Pero, ¿conoces la diferencia entre una pluma ibérica y una presa ibérica?

Una raza de cerdo especialmente apreciada por su carne es el cerdo ibérico. De constitución robusta y hocico alargado, este cerdo tiene mucho carácter. Se puede reconocer a un cerdo ibérico por su color oscuro, y su escaso pelo, sus largas y finas extremidades y sus grandes orejas con forma de visera en la parte superior.

El cerdo ibérico se ha adaptado a un entorno especial, la dehesa: sus extremidades facilitan el pastoreo y lo califican como un excelente nomada.

El estilo de vida de la dehesa hace que los cerdos se alimenten principalmente de bellotas, que proporciona un sabor especial y una carne más tierna que la de otras especies. Esto hace que el cerdo ibérico sea una carne de primera calidad.

Recomendado: Abanico ibérico: ¿Qué es y dónde está?

Presa ibérica: características y propiedades

Pieza de presa ibérica

Una de las piezas más apreciadas del cerdo ibérico es la presa. Se trata de una pieza del cerdo situada en la paleta, concretamente unida a la escápula y parte de la cabeza del lomo.

De cada cerdo se obtienen dos presas, cada una de las cuales pesa alrededor de 500 gramos, lo que la convierte en una de las piezas más preciadas del cerdo.

Este corte de carne es muy rico en grasa intramuscular, lo que le da una textura jugosa y un gusta excepcional.

La presa tiene un alto contenido en grasa, pero también es valiosa desde el punto de vista nutricional por su alto contenido en proteínas (más del 40%), junto con la abundancia de potasio.

Información nutricional de la presa ibérica Marcelino

Cada 100g

Valor energético

1670 Kj ⁄ 397 Kcal

Grasas

22,4 g

De las cuales saturadas

5,92 g

De las cuales monosaturadas

13,08 g

De las cuales poliinsaturadas

1,54 g

Hidratos de carbono

0,10 g

De los cuales azucares

0 g

Proteínas

43,2 g

Sal

0 g

 

Recomendado: Pluma ibérica: ¿Qué es y dónde está?

Pluma ibérica: características y propiedades

Pieza de pluma ibérica

La Pluma Ibérica, denominada así por su forma parecida a la de un ala o plumaje de ave, es una de la partes nobles del cerdo ibérico más desconocidas y la vez más ricas en propiedades culinarias.

Esta pieza que se confunde con la presa ibérica, ya que se encuentran una junto a la otra. Concretamente, se ubica en la parte posterior del lomo. También se obtienen dos plumas de cada cerdo de aproximadamente 200 gramos .

En cuanto a la pluma ibérica, existe una cantidad limitada en el mercado, lo que la convierte en un lujo exclusivo.

La pluma también es rica en grasas y proteínas, por lo que es bastante sabrosa. Si nos fijamos en su valor nutricional, veremos que es menor si lo comparamos con la presa.

Información nutricional de la pluma ibérica Marcelino

Cada 100g

Valor energético

919 Kj ⁄ 221 Kcal

Grasas

15,40 g

De las cuales saturadas

6,70 g

Hidratos de carbono

0 g

De los cuales azucares

0 g

Proteínas

19,93 g

Sal

0,10 g

 

Recomendado: ¿Cómo distinguir la carne ibérica de buena calidad?

Diferencias entre pluma y presa ibérica

esquema cortes cerdo ibérico

La presa ibérica tiene mucha grasa intramuscular, que los expertos en la preparación de embutidos ibéricos gustan de utilizar. Además, puedes encontrarla en forma de embutido, el llamado lomito Ibérico es sencillamente la presa ibérica embutida y curada de manera tradicional. Esta curación le aporta un sabor incomparable a ningún otro embutido.

La pluma ibérica es más pequeña que la presa: si cada pluma pesa unos 200 gramos, la presa media pesa unos 500 gramos. Sin embargo, las hay más grandes, cuanto mas artesanal y natural sea mas uniforme será.

En cualidades nutricionales, la presa tiene mayor valor nutricional que la pluma, aunque ambas tienen un alto porcentaje de grasa, las presas tienen una concentración de potasio mucho mayor.

La pluma ibérica es una carne de alta calidad que goza de gran popularidad tanto entre los entendidos como entre los consumidores en general. Sus fibras son similares a las de la parte superior del jamón. Se extrae al mismo tiempo que la tira de lomo.

La pluma ibérica es de corte fino y tiene un color rojo intenso y forma triangular, lo que da origen a su nombre. Tiene una cantidad equilibrada de grasa y magro, lo que la convierte en una de las partes más versátiles del cerdo.

Recomendado: Diferencias entre el jamón ibérico y la paleta ibérica

La pluma ibérica es de corte fino y tiene un color rojo intenso y forma triangular, lo que da origen a su nombre. Tiene una cantidad equilibrada de grasa y magro, lo que la convierte en una de las partes más versátiles del cerdo.

La pluma ibérica puede cocinarse a la parrilla o a la brasa. No nos podemos olvidar que del cerdo ibérico solo se extraen 2 plumas de unos 200 gramos aproximadamente.

¿Qué tiene más grasa la pluma o la presa?

Corte de pluma ibérica con poca grasa

El corte de pluma ibérica es el que menos grasa tiene.

La presa es jugosa y sabrosa, y tiene la textura justa: no demasiado grasa, pero con vetas de marmoleado brillante.

No nos podemos olvidar de sus aplicaciones en la cocina. Ambas son perfectas para cocinar en la parrilla, plancha o brasa, también es interesante utilizar tanto la presa como la pluma en estofados o para dar sabor a caldos siempre teniendo en cuenta el gran sabor que desprende su grasa sobre todo cuando son producto naturales.

Retour au blog